La Torre
Bienvenidos a La Torre, un foro de rol progresivo basado en las Crónicas de la Torre, trilogía escrita por Laura Gallego García.

¡Atención! ¡Ninguno de los contenidos de este foro es real!

La magia del valle

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La magia del valle

Mensaje  Invitado el Vie Jul 10, 2015 9:25 am

Salí de mi habitación tras unas horas de sueño. No había podido dormir en toda la noche, mi hermanita había hecho de las suyas de nuevo y necesitaba averiguar lo que había pasado mientras yo estaba encerrada en el cuerpo. Suspiré y me levanté de la cama aún algo cansada aún y miré bien a mi alrededor mientras me frotaba los ojos y bostezaba. Tras un par de meses, aún habían signos por el fuego que mi hermanita causó y eso me entristeció un poco. Deseaba estudiar magia con todas mis ganas no obstante pensaba si lo mejor era dejar la escuela. Había preguntado a varios conpañeros por si sabían otras escuelas aunque no pude obtener nada. Había una en el Reino de la Noche... ¿cómo se llamaba? Ah, si. La Escuela del Lago de la Luna. Era una escuela muy bonita pero siempre era de noche y eso solo significaba una cosa... mi hermana obtendría un medio donde hacer lo que le apeteciera sin tener tiempo limitado. Entonces todo sería una completa catástrofe. Tambien estaba la Escuela del Bosque Dorado. Un nombre muy bonito para una escuela pero estaba en Elendë, el reino de los elfos. También me hablaron de un hospital que se hubicaba en el Anillo y que me podía ayudar con mi problema. Ese hospital también era una fortaleza o eso creí. Se llamaba Fortaleza de Aryewië. Allí es donde yo podía estudiar Magia Curativa. Esa fue una gran sorpresa para mí. No sabía que existía esa especialidad. Sacudí la cabeza al recordar todo esto. La Señora de la Torre aún no sabía lo que me ocurría y debía decírselo. Tenía que decirselo pronto aunque... si me echaba de la Torre... ¿qué ocurriría con mis nuevos amigos? Suspiré y me coloqué mi zurrón donde llevaba varias hierbas curativas, agua, un mortero y un cuenco.

Con mi ropa de maga (la túnica blanca) salí hacia la cocina donde cogí un par de panecillos y un trozo de queso. Sabía que no iba a volver hasta el atardecer. Necesitaba respuestas a muchas preguntas y quizá las encontrara cerca del Valle de los lobos.

Me dirigí hacia allí con tranquilidad observando cada árbol y rio, cada ave y lobo. Era en verdad todo esto muy tranquilizando y al cabo de una media hora llegué al límite del Valle. Estaba todo muy tranquilo y yo me había tranquilizado con la pequeña brisa que soplba cerca del rio. Me apoyé en un árbol cercano al río donde me daba sombra. No sabía exactamente lo que tenía que hacer pero esto relajaba mucho.

No tardé en escuchar una voz que lamentaba su estado. Lo escuché bien y escuché sus pasos. ¡Estaba herido! Me levanté corriendo y busqué al chico pero no encontraba a nadie. Me empecé a preocupar un poco. Tenía que ayudar a ese chico. Las heridas no eran buenas y yo tenía que ayudarle. Escuché de nuevo y oí movimientos de hojas tras el árbol. Busqué bien y encontré un gato muy pequeñito. Lo cogí y para mi sorpresa me cogía en la mano.

- Tranquilo pequeño. Vamos a curarte. - le observé bien y le vi la pata magullada. En cachorrito no paraba de moverse y le puse la otra mano encima. - Tranquilizate. No voy a hacerte ningún daño. - añadí intentando calmarlo.

Cuando ya estuvo calmado levanté la mano y me senté en el suelo abriendo el zurrón y cogiendo el frasco de agua que tenía. Se la eché en cuanto le cogí la pata herida y después saqué otro frasco que contenía hiervas regeneradoras e hidratantes. Después saqué un pequeño cordón blanco y dejé en el suelo al gatito y le vendé la herida. Le acaricié muy suavemente y sonreí con dulzura.

- ¿De dónde vienes pequeño?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Vie Jul 10, 2015 1:14 pm

Estuve caminando durante horas, tenía hambre, no había desayunado, pero me daba igual... ¡Tenía que encontrar a Neky! Como le haya pasado algo, no sé que haré... Pero enseguida aparté esos pensamientos de mi cabeza. Neky esta bien. Él es muy fuerte, no le puede haber pasado nada. Respiré hondo y seguí buscando.

-¡Neky! -me dolía ya la garganta de tanto gritar. Caminé durante una media hora más, pero me acabé derrumbando. Me apoyé en un árbol, llorando. Es lo único que me quedaba... Caí al suelo, no tenía fuerzas ya para nada. Me abracé a mi misma y lloré sin control. No sé cuanto tiempo estuve así, pero fue bastante.

¡No! Neky esta bien. Solo tengo que seguir buscando, nada más. Me levanté y miré a mi alrededor, no sabía hacia donde ir. Pero entonces algo me llamó la atención. ¡Era de día! Miré a mi alrededor desconcertada, hacía tiempo que había salido del territorio encantado, pero no me había dado cuenta hasta aquel momento. ¿Tanto he caminado? Aquello volvió a desanimarme, debía haber caminado casi kilómetros y no había encontrado a Neky... ¡No! ¡¡Neky esta bien!! Aun llorando seguí caminando, llamando a Neky a cada paso que daba.

Tras algunos minutos, horas quizás; escuché una voz:

-Tranquilo pequeño. Vamos a curarte. Tranquilízate. No voy a hacerte ningún daño -seguí el sonido de aquella voz. Había pocas probabilidades de que estuviera hablando con Neky, pero quizás le hubiese visto-. ¿De dónde vienes pequeño? -dijo un rato después.

Me asomé a la rivera de donde procedía la voz y vi a una chica pelirroja agachada en el suelo, estaba de espaldas y no veía que estaba haciendo. Di una vuelta sin acercarme demasiado a ella, me quedé paralizada al ver quien estaba en frente suya. ¡Era Neky! No pude controlarme.

-¡Neky! -me abalancé sobre él-. ¿Estas bien? -le cogí con cuidado. ¡Tenía una pata herida! Pero estaba vendada. Le apreté contra mi pecho en ademán protector y lloré, lloré de felicidad, solo era una pata malherida, estaba bien y eso era lo que importaba. Poco a poco me fui tranquilizando; cuando volví a respirar con normalidad me fijé en la chica pelirroja que me miraba de manera extraña. Normal, mi comportamiento no había sido el más normal.

Separé un poco a Neky de mi, seguramente debía de estarse asfixiando. Tomé aire, y con una sonrisa de disculpa le pregunté:

-Has sido tú quien le ha vendado la pata a Neky ¿verdad? -volví a mirar a Neky, quería gritarle por haberse marchado sin decirme nada, pero solo verle en mis manos con la pata vendada, se me quitaron las ganas. No podía enfadarme con él.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Sáb Jul 11, 2015 9:32 am

Me aparté del gatito en cuanto escuché pisadas corriendo hacia nosotros. Una chica de pelo azul cogió al gato. Al parecer se llamaba Neky. Era una nombre precioso sin embargo me había asustado mucho y mi sonrisa no pudo salir a la luz. Al ver ese pelo un recuerdo me sobresaltó...
...
Yo era pequeña y estaba junto a una mujer de pelo largo y azul que me sonreía sin cesar. No era otra que mamá. Me estaba enseñando como se hacía una poción y cuando se acercó a mí vi algo que me desconcertó una runa en su pecho... Tót . No recordaba lo que significaba pero mamá la escondió de repende.
...
Apreté fuerte mi colgante de dragón y empecé a temblar levemente tras recordar a mi madre. La Inquisición no se la tenía que haber llevado. ¿Qué culpa tenía ella de querer a papá? Sacudí la cabeza y volví a la realidad. Esa chica me preguntó por el vendaje de Neky y yo solo respondí afirmativamente con la cabeza. No sabía que me pasa ahora. Normalmente yo hubiera sonreido y me hubiera presentado pero estavez simplemente no podía. ¿Por qué el recuerdo me mamá me paralizaba tanto? Yo sabía que estaba al Otro Lado sana y salva con papá pero ese recuerdo que me sobresaltó nunca parecía haber estado en mi mente. Algo estaba pasando. Miré a la chica pero esta vez vi algo tras ella. Un hombre de melena pelirroja que estaba de espaldas, hacía un hechizo y desapareció de allí. ¿Era una visión para explicar lo que me había ocurrido o era de verdad? Me levanté cuidadosamente y volví a mirar a la muchacha e intenté sonreír.

- Soy Tesshia. Nunca te había visto aquí. ¿De dónde eres?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Lun Jul 13, 2015 3:54 pm

La chica tardó un rato en contestar, debía de estar pensándose si era una buena idea hablar con una loca. Pero no me arrepentí de mi comportamiento, al menos no mucho; estaba preocupada por Neky y el verle, por fin, sano y salvo era un gran alivio.

Acaricié a Neky con cariño una vez más, tras eso me levanté y yo.

-Yo... -no me acordaba de como se llamaba el lugar en el que vivía en aquel momento. Miré a Neky a modo de suplica-. Soy de la Escuela del Lago de la Luna -dije después de que Neky me lo susurrara. Volví a mirarla, me miraba de una manera un tanto extraña-. Esto... yo... Yo siento haberte asustado -dije bajando la cabeza, avergonzada-. Llevo... Llevo toda la mañana buscándole, estaba preocupada por él. Y... y... yo... ¡Lo siento! -empecé a llorar otra vez. Estaba agotada, tenía hambre, pero lo peor de todo era la angustia que me había provocado la desaparición de Neky.

-Lo siento -me susurró Neky tras ponerse de pie en mis manos y así acercarse más a mi-. No llores por favor.

-Perdona, sé que pensaras que estoy mal de la cabeza -me disculpé ante la joven tras sonreírle dulcemente a Neky para hacerle entender que no estaba enfadada. Sabía que ha mucha gente le parecía exagerado el cariño que le tenía a Neky, pero no me importaba, si ellos supieran lo especial que es Neky no pensarían igual.

De repente me sonaron las tripas. No, de repente no, llevaban sonándome desde hace quizás horas pero yo no había hecho caso, tenía que encontrar a Neky. Pero ahora que le había encontrado, solo pude pensar en el hambre que tenía. No había tomado bocado en todo el día y me había pasado quizás medio día caminando.

-Esto... -miré a la joven un tanto avergonzada-. ¿T-tienes algo de comer? Es que salí a toda prisa a buscar a Neky y no comí nada -me apresuré a explicarle, no quería que se llevara una impresión equivocada de mi.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Jue Jul 16, 2015 1:06 am

Me sorprendí cuando dijo la Escuela del Lago de la Luna yo deseaba ir a esa escuela pero no podía. Mi hermana saldría y haría mucho daño. Antes de venir hacia la Torre iba a estar en esa escuela. No sabía nada de ella pero al vez que el teino en el que se ubicaba era de noche salí corriendo hacia otro sitio. Curiosamente me presenté en la Torre y hasta ahora estaba ahí donde estaba conociendo a nuevas personas e iba a aprender muchos hechizos. Me alegraba de todo eso aunque... siempre me había preguntado como era la escuela y como podía saber si era de dia o de noche a las afueras del reino.
- ¿ Cómo es... estar siempre de noche? - dije con un suspiro.
En verdad nunca había visto las estrellas ni la luna. Eso estaba destinado a mi hermanita. Me senté en el suelo y me cojí las piernas poniendo la cabeza encima de ellas mirando al suelo. Si. Estaba triste. No podía aguantar con todo esto la verdad. La maldición estaba durando demasiado aunque no quería llorar delante de una desconocida. Pero no podia soportar nada mas. Aunque todo cambió cuando escuché un sonido proviniendo del gatito. ¡Había hablado! No lo era posible aunque...
- ¿Ha... hablado? - dije como si ella me fuera a tomar como una loca pero yo había escuchado algo.
Entonces saqué mi comida y oí su estómago rujir. Saqué los chiscos de pan y el trozo de queso y le di un chusco y medio queso. Sabía que no era mucho pero quería compartir lo que tenía.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Jue Jul 16, 2015 5:14 pm

-Mmmmm... La verdad es que por ahora no me gusta -admití avergonzada-. La verdad es que llevó allí desde ayer... Si, creo que es ayer -dijo con una risa nerviosa. No estaba segura de cuando había legado allí, pero no se veía capaz de dormir un día completo.

Preguntó por Neky. ¡Le ha escuchado! La miré con pánico. Me ofreció comida, la cogí encantada intentando pensar en alguna escusa. Murmuré un "gracias" mientras me dirigía ha sentarme a la sombra de un árbol.

-¡Te ha escuchado! -le susurré a Neky, asustada.

-A mi me parece muy dulce. Podrías contárselo. Además... -se pensó si decírmelo o no-. Creo que antes también me escuchó. Cuando me herí.

En aquel momento llegó la muchacha pelirroja a nuestro lado, no sentamos allí. Yo mordía mi pan con la cabeza gacha, no sabía que hacer. Si, a mi también me parece una buena chica, a ayudado a Neky... Pero y si... ¿quiere saber como habla? Apreté a Neky contra mi y no pude evitar que una lágrima resbalara por mi mejilla. Raion me contó que había gente que estudiaba a los animales y que para ello... le habrían en canal. No estaba dispuesta a que hicieran aquello con Neky. ¡No iban a ponerle una mano encima! Haré como que no la he escuchado... y se vuelve a preguntar ya me inventaré algo.

Neky me miró interrogativo. No piensa contárselo... Miró a la Tesshia. Si no se lo cuenta ella lo haré yo. Me miró con cara de enfado y miró a Tesshia. No me hizo falta más, conocía a Neky y sabía perfectamente que era capaz de contárselo, incluso si le suplicaba. Así que no perdí el tiempo en intentarlo. Tomé aire y pensé cual sería la mejor manera de decírselo.

-Lo... Lo que preguntaste antes... sobre Neky -no podía creerme que fuera ha hacer aquello. La acababa de conocer, pero no tenía otra opción-. Si, había hablado. Sabe hacerlo desde siempre... -respiré lo más hondo que pude. No era suficiente, no había oxigeno suficiente. Apreté a Neky contra mi, si quería ponerle una sola mano encima antes tendría que enfrentarse a mi...

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Miér Jul 22, 2015 10:53 am

Me alegré de pensar que Neky hablaba. Un pequeño gatito que hablaba. Me encantaba esa idea. Me acerqué a Neky como si nunca lo hubiera escuchado.

- Eres precioso Neky. ¿Cómo puedes hablar? Me encantaría saberlo aunque... no como esos cazadores o esos ineptos que te hubieran matado.- me entristecí de repente- es muy triste ver a un animal muerto. - miré a Nezumi y le sonreí con algo de vergüenza.

Me alejé un poco de ambos y me senté con las piernas cruzadas y la cabeza gacha. Esperaba que no pasara de nuevo. Mi hermanita esta vez no podía salir. No quería que matara a Neky y mucho menos a Nezumi. Miré el sol. Aún quedaban horas para el atardecer y eso me reconfortó un poco. Aunque yo sabía que no era la única manera para que ella saliese a la luz. Ya me había pasado otras veces. Aún a sabiendas de lo que podía pasar yo tenía que curar a todos. Sabía que era muy posible que todo esto no saliera bien y más de la mitad de las veces esos animales acababan muertos o heridos de gravedad. Todo por culpa de que yo no podía manejar mi propio cuerpo.Siempre me había sentido culpable por eso y no podría soportar una sola muerte más.

Miré bien a ambos y sonreí levemente. No sabía que decir o si debía irme ya. Quizá molestaba con ellos aunque algo me decía que aún debía quedarme. Que la magia del Valle de los Lobos iba a ayudarme en algo. Mi hermanita no podría salir de momento... o al menos eso creía. Aunque estaba muy preocupada con todo esto no quería irme. A saber cuando volvería a ver a Nezumi.

- ¿Cómo es que eres tan pequeño Neky? - dije intentando olvidarme de mi hermanita - ¿Eres un cachorro?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Vie Jul 24, 2015 1:44 pm

Noté como Neky se estremecía cuando Tesshia decía lo de los animales muertos. Quise decirle algo, que tuviera más cuidado con lo que decía. ¿A ti que te parecería si yo nombrara ahora mismo a pelirrojas muertas? Pero algo me decía que a ella esa idea le gustaba tan poco como a mi y a Neky y no quise ser borde.

Se alejó de nosotros. Parecía preocupada, quise decirle algo, pero no sabía que. Ya que no sabía que le pasaba. Tras unos minutos volvió a hablar, intentando cambiar de tema. Mejor...

-¿Yo? Por supuesto que no -sonreí al escuchar a Neky. Siempre le había molestado que le trataran como a un cachorro. Creo que le sentaba mal a su orgullo. Pero a mi me hacía gracia cuando se ponía así, a veces se enfadaba porque me riera de un tema tan serio, pero no podía resistirlo, estaba adorable cuando se ponía así. Saltó de mi regazo y empezó a acercarse a Tesshia de la misma manera que lo haría un león a una gacela, con la única diferencia de que este león podía caber en la mano de la gacela-. Yo soy un tigre. Adulto, nada de cachorro -dijo todo aquello con tono amenazador, pero no daba nada de miedo, al menos a mi no. A mi me parecía adorable. No pude soportarlo más y empecé a reírme. Neky, ¿cómo no? ´Se giró y me miró enfadado, pero eso solo hizo que me riera más.

Nunca falla... Es imposible que no se ría cuando hago esto.

-¡Si! Vosotras reíros -en aquel momento me di cuenta de que Tesshia también se estaba riendo. Lo que yo decía. Es imposible no hacerlo. Me incliné hacia adelante para poder acariciar a Neky-No te enfades, anda -dije sonriendo.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Jue Jul 30, 2015 5:15 pm

Me gustaba estos chicos aunque aún no habían respondido a mi pregunta de cómo era Neky tan pequeño. No me había divertido así desde hacía mucho tiempo, tanto tiempo que ya no me acordaba incluso. Sonreí dulcemente y miré el cielo. Faltaban un par de horas para que fuera de noche aun así... no podía correr el riesgo. Estaba a punto de despedirme cuando vi un hombre de unos 30 años que me daba un vago recuerdo. Lo miré fijamente y mi corazón se paró al ver que era idéntico a papá. Me quedé embobada viendo que vigilaba el lago minuciosamente y tras unos segundos se marchó hacia otro lado. Pero no podía ser verdad. Papá estaba muerto desde hace varios años. No puede ser verdad. Me levanté sin mirar a Nezumi o Neky. Quería que se quedaran ahí porque aun así no podía obligarles a que lo hicieran.
Salí andando rápida hacia donde había desaparecido el supuesto papá. Lo vi yendo a mas velocidad que yo y al llegar a un claro lo perdí de vista. Fui al centro del mismo y di vueltas intentando ver donde estaba pero no encontraba nada.
- Estaba aquí. Papá estaba aquí...- me susurré mientras los ojos se me llenaban de lágrimas. Caí de rodillas sobre la hierba y las lágrimas salieron de mis ojos. - No estoy loca. Lo había visto... seguro que se habrá ido con un hechizo...
Y mientras que intentaba desmentir la cruda realidad mi hermana reía y se mofaba de mí diciéndome que solo era mi imaginación.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Vie Jul 31, 2015 6:58 pm

Cogí a Neky en brazos y miré a Tesshia. Vi que estaba observando algo, seguí su mirada y me encontré con un hombre adulto observaba el lago. Quise preguntarle si le conocía, pero antes de poder hacerlo Tesshia se fue andando a toda prisa hacia donde se encontraba el hombre. Me levanté y fui en su busca. Al llegar al lugar estaba mirando a todas partes muy nerviosa, parecía que buscaba algo.

-Tesshia... -no pude acabar la frase. Cayó al suelo y empezó a susurrar algo, no sabía que hacer. Miré a Neky, este se acercó con cautela a la joven-. Tesshia, tranquilízate. A ver ¿a quién has visto? -me acerqué yo también a ella. No entendía que ocurría, solo sabía que a Tesshia le ocurría algo y yo no sabía como ayudarla. Me arrodillé a su lado y puse mi mano en su espalda, intentando demostrarle mi apoyo. ¿Apoyo con que? No entendía que sucedía, pero quería ayudarla-. Tesshia... tranquila.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Lun Ago 03, 2015 8:57 am

Ambos me habían venido a consolar y por ello me salió una pequeña sonrisa al oirlos pero no estaba de humor para decirlo. Papá estaba en alguna parte de todo este mundo y yo debía encomtrarle y para ello necesitaba estudiar magia. Es cierto que necesitaba aprender a leer y escribir pero aquello no era más que una ilusión. Papá me había enseñado los hechizos, solo tenía que recordarlos. Me concentré para intentar recordar algún hechizo que me ayude pero al cabo de un par de segundos me rendí. No podía hacer nada. Me levanté dejando a Nezumi arrodillada y miré de nuevo el claro aún sin volver a volver a papá.

"Hermanita, por favor, ayudame a encontrarlo. Es papá. Está vivo. No quiero dejarlo escapar."

Sin darme cuenta me acaricié el brazo izquierdo. Estaba muy nerviosa. Sabía que lo había visto sino... ¿qué podía haber sido? ¿Un hechizo de Nezumi? No. Eso es imposible. Nos acababamos de conocer y por lo que me había contado aún tenía la túnica blanca. No creía que todo esto estuviera pasando. Mi hermana se rió de mí nada más escuchar mi súplica aunque parecía que esto no iba a acabar aún.

 *¿Qué creías? ¿Qué te iba a ayudar? Craso error pequeña nube. Si quieres saber cómo encontrarlo estudia la magia. Oh, claro. ¡Si no sabes ni leer!*

Mi hermana volvió a reir pero esta vez más fuerte y un dolor me empezó a venir.

- No... no salgas. Por favor no salgas... - miré a Nezumi y luego a Neky y emití una sonrisa seguido de un leve sonido de dolor. - Lo siento.

Salí corriendo todo lo rápido que pude y no miré a atrás. Volvería a la Torre y allí me refugiaría en mi habitación hasta que todo pasara.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Invitado el Miér Ago 05, 2015 11:09 am

Miré expectante a Tesshia cuando se levantó, no sabía que iba a hacer, ni si se encontraba bien. Me levanté y yo sin saber muy bien que hacer o que decir; miré a Neky, esperando que él hiciera algo pero lo único que hizo fue observar detenidamente a Tesshia, como esperando conseguir así poder leerle le mente o quien sabe que era lo que quería hacer.

No entendí de que hablaba al decir que no saliera. ¿Que no salga que? ¿Y de donde? Pero antes de poder aclarar aquello, Tesshia salió corriendo. Quise seguirla, pero Neky me lo impidió.

-Algo me dice que lo ha hecho por nuestro bien. Mejor dejemos que se vaya... -se dio media vuelta y empezó a andar en dirección hacia casa. Suspiré, seguía teniendo hambre y ahora tenía que volver a caminar durante horas. Antes de marcharme eché un último vistazo al lugar por el que se había marchado Tesshia- Espero que no le pase nada...

A medida que avanzábamos, Neky iba aminorando el paso. Sabía perfectamente que quería decir aquello. Me agaché junto a él, lo cogí con cuidado y lo metí en mi bolsillo.

-Espero que estés cómodo... -suspiré y seguí andando, pero de pronto me acordé de algo-. Por cierto, me debes una explicación -Neky no dijo nada. Miré en mi bolsillo y vi que se había dormido-. Vaya... Pero no te libraras, en cuanto despiertes me lo explicas todo desde el principio -suspiré otra vez. Esta vez el camino se me iba a hacer muchísimo más largo. ¿Por que se habrá escapado? Al hacerme aquella pregunta mil cosas pasaron por mi cabeza y ninguna de ellas me gustaba lo más mínimo, por lo que intenté pensar en otra cosa. Tengo que ver como me aclaro con el horario en el Reino de la Noche. También tengo que empezar a estudiar magia, espero que se me de bien. Pero no creo que Raion me mandara allí si no estuviera seguro de que iba a saber hacerlo. El recuerdo de Raion abrió otras muchas dudas en mi cabeza, pero las más importantes de todas ellas era el cómo y el por qué de su desaparición. Y si, desaparición. Yo aun no quería admitir la posibilidad de que hubiese muerto, por mucho que probablemente fuera aquello lo que había ocurrido... De pronto me di cuenta de que mis ojos estaban repletos de lágrimas. Echaba mucho de menos a mi hermano...

Me acurruqué bajo la sombra de un árbol y dejé que las lágrimas recorrieran mis mejillas. "Llorar es bueno, te ayuda a desahogarte" Aquellas palabras acudieron inevitablemente a mi memoria y con ellas el recuerdo de Raion diciéndomelas, y poco a poco fueron acudiendo más recuerdos de él a mi memoria.

No sé cuanto tiempo estuve así, solo sé que fue mucho. Cuando ya me encontraba mejor me levanté y seguí caminando hacia mi actual casa, pero a pesar de ya no estar llorando seguía triste, muy triste.

Neky se despertó cuando estábamos a mitad de camino, pero no le pregunté por el que de su huida, no estaba con ánimos de conversar con nadie. Por suerte él tampoco dijo nada, seguramente no notó que estaba triste...

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La magia del valle

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.